martes, 18 de septiembre de 2012

TRABAJADORES DEL ASEO URBANO


Diario: Notitarde La Costa. Puerto Cabello Edo. Carabobo. Fecha: 14-09-2012.  Columna: BioDazibao Global. Autor: Wilfredo Jiménez Gómez.
             
Un aspecto importante en el manejo de la basura es la recolección de la misma y unido a esto hay otro aspecto relevante que a veces no tomamos en cuenta, como son las personas que hacen esa tarea. Los trabajadores del aseo urbano con frecuencia laboran en condiciones insalubres y miserables. La situación se complica cuando la recolección se hace en camiones volteos, porque lo más higiénico es el uso de camiones compactadores. En los volteos el personal que permanece en la tolva labora en medio de la basura, de la inmundicia; rara vez usa un equipo completo de protección personal como por ejemplo lentes, gorra, braga manga larga, botas, mascarilla y guantes de goma resistentes que cubran incluso el antebrazo. Lamentablemente trabajan en medio de malos olores, moscas y otros insectos;  por esta razón se debe ser riguroso en exigir el uso de los equipos mencionados y así minimizar los riesgos de contraer enfermedades. También se debe garantizar la asistencia médica periódica para la realización de exámenes clínico y de laboratorio y de esta manera hacerle seguimiento al estado de salud de los trabajadores.
            En el contexto legal es necesario tener claridad en relación con los derechos y deberes de los trabajadores definidos respectivamente en los artículos 53 y 54 de la Ley Orgánica de Prevención, Condiciones y Medio Ambiente de Trabajo.
Consideramos un acto de justicia reivindicar y dignificar el trabajo de quienes prestan servicio en la recolección de residuos y desechos sólidos domésticos.      

Machango
            Es el nombre de un río y una cuenca cuyos recursos naturales han sido destruidos por la acción del hombre. La tala, la quema y la ganadería bovina en tierras de alta pendiente, son en esencia las causas de esa destrucción. La semana pasada estuvimos allí; la vegetación boscosa es poquísima, igualmente la fauna silvestre, los suelos se están erosionando y el caudal del río tiende a la baja. Esto último es paradójico, ya que la demanda de agua de la población va en aumento. La cuenca hidrográfica del río Machango contribuye a satisfacer la necesidad del recurso agua de los habitantes de la costa oriental del Lago de Maracaibo, cuya población se estima en 900 mil personas. Intentar recuperar esta cuenca es un desafío profesional interesante, incluso visto desde una óptica bioética.

wijimenez@terra.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.